La ecografía Doppler es una técnica de ultrasonido que se basa en el efecto Doppler, descubierto por el físico austriaco Christian Andreas Doppler, que consiste en visualizar las variaciones en las frecuencias de sonido que emiten los cuerpos cuando se alejan o acercan; el ecógrafo Doppler Color asigna a cada frecuencia de sonido un color concreto, que puede ser rojo, azul o amarillo.


Mediante esta tecnología, se estudia principalmente el flujo de la sangre que pasa a través de las venas y arterias para conocer su cantidad, flujo y consistencia, sin que esto represente ningún riesgo para el paciente. También se utiliza de forma rutinaria en las ecografías durante el embarazo y el ecocardiograma, aunque tiene las mismas limitaciones que una ecografía normal ya que no puede atravesar el hueso ni el gas, por lo que no se realizan para estudios del cerebro o los pulmones.


La ecografía Doppler Color es sumamente útil para la detección de problemas como:


Obstrucción parcial o completa del vaso sanguíneo. Es una prueba óptima para la detección de trombosis venosa profunda y el estudio de placas de colesterol en algunas arterias, como las carótidas del cuello.


Enfermedades del corazón. Permite identificar la repercusión que tiene sobre el flujo de sangre las estenosis e insuficiencias valvulares del corazón, por lo que se emplea como complemento del ecocardiograma normal.


Malformación fetal. La ecografía Doppler permite observar de forma más detenida malformaciones en los fetos, incluyendo arterias desorganizadas y sus paredes débiles.


Preeclampsia. Permite adelantar el diagnóstico de esta enfermedad estudiando el flujo sanguíneo a través de la placenta, para evitar complicaciones durante el embarazo por incremento en la presión arterial de la mujer.


Sufrimiento fetal. La ecografía Doppler detecta cuando la condición de la placenta no permite el adecuado aporte de oxígeno y nutrientes para el feto en las últimas semanas de gestación.


Varices venosas. Se usa como apoyo para los tratamientos de flebografía, que es una técnica que permite comprobar la permeabilidad venosa en todos sus puntos para la planificación de cirugías.


Procedimientos quirúrgicos. En algunas situaciones especiales es necesario realizar una ecografía Doppler para estudiar el flujo y la circulación sanguínea en la zona que se va a operar.



Si requieres mayores informes sobre este y otros estudios de radiología e imagen digital para la obtención de diagnósticos clínicos, contacta a nuestros representantes y con gusto resolveremos todas tus inquietudes.